La palabra del mes: Denominación de Origen

Las Denominaciones de Origen Protegidas (DOP) e Indicaciones Geográficas Protegidas (IGP) constituyen el sistema utilizado en nuestro país para el reconocimiento de una calidad diferenciada, consecuencia de características propias y diferenciales, debidas al medio geográfico en el que se producen las materias primas, se elaboran los productos, y a la influencia del factor humano que participa en las mismas.
Fuente: Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente

La idea u objetivo es que los productores que se acogen a la Denominación de Origen, se comprometen a mantener la calidad del producto elaborado y algunas técnicas básicas de elaboración tradicionales; por ejemplo, en el caso del vino, en ciertas zonas se exige utilizar la uva tradicional de la zona.

Asimismo, existen organismos públicos reguladores de la Denominación de Origen, que avalan y autorizan a exhibir esa calificación, a los productores de la región que cumplen con esas reglas establecidas.

oliva arbequina

En el caso del aceite, y más concretamente de nuestra zona en particular (Les Garrigues), se exige que la UNICA variedad que está permitida es la ARBEQUINA. Esta es la razón principal por el que NO estamos dentro de la DO Garrigues. Hay variedades autóctonas más antiguas que la Arbequina, que algunos agricultores estamos recuperando realmente para dar valor a la zona. Primer sinsentido.

Otro aspecto que se supone que garantizan es la calidad del producto. Y para garantizar la calidad del aceite de oliva, se permite envasar en PLASTICO transparente?? Segundo sinsentido. El pastico deja pasar los rayos ultravioletas y si en cualquier momento las temperaturas son elevadas, los aromas y sabores del plástico alteraran las propiedades organolépticas del aceite.

Finalmente, aseguran prácticas agrícolas correctas y respetuosas con el medioambiente. Pregunta: ¿Por qué no hoy ninguna almazara de producción ecológica? Tercer sinsentido.

Las DO deberían actualizarse, porque el objetivo es realmente bueno. Pero la ejecución y la lentitud en los cambios no dan respuesta real a las necesidades del consumidor ni de los agricultores.

Esta entrada fue publicada en General, Sin categoría y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.